Mejorar tu ambición para que se convierta en algo sano

Mejorar tu ambición para que se convierta en algo sano

362
0
Compartir
mejorar ambición sana

¿Que concepto tenemos de la ambición? Antes de empezar a leer este artículo, debes preguntarte que significa para ti la ambición, ya que es un concepto un tanto ambiguo, y una vez leído el artículo, pensar si replantear tu consideración hacia esta característica perteneciente al desarrollo personal.
Podemos hablar de un tipo de ambición hasta cierto punto, y una vez traspasado este punto, hablar de otro tipo de ambición completamente diferente.

Vamos a empezar hablando de la ambición buena, la sana, la que sabemos o podemos controlar. Este tipo de ambición nos ayuda en la consecución de nuestros objetivos motivándonos y haciendo levantarnos cada día con ganas y energía para realizar las tareas convenientes que nos llevarán a la consecución de nuestros objetivos más anhelados.

No altera nuestro comportamiento con aquello que nos rodea, y da sus frutos con la consecución de todo aquello que queremos debido al crecimiento personal que experimentamos, ¿suena bien verdad?.

Quizás la parte más dura de este tipo de ambición es la dedicación que requiere. Hay que ser constante en cada paso que damos, de lo contrario, fracasaremos en nuestro intento y esto nos puede llevar a un estado de frustración. Esa constancia se hace en muchas ocasiones dura, por eso, quizás solo aquellas personas con una mentalidad fuerte son capaces de ser constantes, por lo tanto ambiciosos, y por lo tanto consiguen todo aquello que desean.

Ahora hablemos del otro tipo de ambición, la mala, la que nos cambia la personalidad, el pensamiento e incluso el humor. Se trata de una transformación de la persona que suele conllevar consecuencias negativas. Sobre todo con aquellas personas que nos rodean, con las cuales podemos tener problemas o incluso romper los lazos que nos unen con estas.

El motivo de estos cambios tiene su base en la OBSESIÓN, la cual nos hace querer cumplir todos nuestro objetivos si o si, y que consume la prácticamente la totalidad del tiempo, por lo que dejamos de hacer lo que realmente nos hace sentirnos vivos, nuestro día a día y nuestra vida social. También el agotamiento progresivo de la paciencia nos hace empeorar el estado de humor e incluso puede llevarnos a buscar la soledad absoluta, sin ser conscientes, de que los objetivos en la vida se consiguen apoyándose en las personas que son las que realmente nos animan a levantarnos cada día.

Ahora es momento de hacer reflexión, ¿sigues pensando que la ambición es una caracteristica buena o mala? Quizás después de este artículo “tiremos por la calle de enmedio” a la hora de responder, pero el subconsciente tendrá su propia tendencia a la hora de considerar este tema.

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta